Archivo para la Categoría » Rosales y Jazmines «

Miércoles, junio 20th, 2012 | Author:

Hay híbridos lindísimos, como Roseraie de l’Hay’, ‘Souvenir de Philémon Cochet’, ‘Scabrosa’, ‘Conrad Ferdinand Meyer’, ‘Hansa’, ‘Pink Grootendorst’, ‘Fimbriata’, y la bella amarilla ‘Agnes’. ‘Thérése Bugnet’ también es decorativa, casi sin espinas, cosa rara en una rugosa, y como la ‘Scabrosa‘, su follaje muestra un atractivo colorido otoñal cuando empieza el frío. En pleno verano en Las Malvinas, bajo el viento feroz, se halla la rugosa convertida en cubresuelos, bien pegada a la tierra como hiedra y florecida.

Miércoles, noviembre 24th, 2010 | Author:

ROSALES ARBUSTIVOS DE GRANDES FLORES.
a. Altura entre 0,80 y 1,40 m.
b. Diámetro de la flor entre 10 y 15 cm. Cada rama suele llevar generalmente una sola flor.
Utilización: Macizos, borduras y para flor cortada.
Distancia de plantación: Entre 40-50 cm. entre plantas.

Jueves, noviembre 18th, 2010 | Author:

Más rosales para disfrutar.
La enorme cantidad de rosas, sus nombres, sports y variantes dan la pauta de la inmensidad de la colección.
Vista de rosales trepando sobre las alambradas de la casa.
Ejemplar de híbrido de polyantha presentando mutación somática, que se evidencia en el cambio de color de las flores.
Híbridos de Polyanthas como “Orange Triumph”, “May”, Clotilde Soupert”; Miniaturas, etc. Utiliza los alambrados que separan del campo, para las sarmentosas como “Silver Moon”, “Dorothy Perkins”, “Albéric Barbier”, “Francois Jouranville”, intercalando sus propias variedades obtenidas de semilla.
Las anécdotas y consejos acerca de su cultivo son muchos, por ejemplo que cuando se habla de los tipos de poda, cada variedad se comporta de manera diferente. Las flores viejas no siempre se cortan después de una yema con cinco folíolos. También que las rosas que provienen de la especie Lútea, que son amarillas, no gustan de podas drásticas, sólo se saca el escaramujo y se recortan simplemente para emprolijar. Entre las antiguas, aconseja cultivar las Rosas Chinas y especialmente Té, pues se desarrollan muy bien el clima del Uruguay, y son reflorecientes. Otros tipos de rosas para cultivar en tu jardin las encontrarás en jardinería.

Sábado, noviembre 13th, 2010 | Author:

Rosales de todo tipo.
Una enorme variedad de rosales de todo tipo y familia como polyanthas, Chinas, Híbridos de té, Wichuraianas, trepadoras, gallicas, albas, rugosas, inglesas, y varios etcéteras más. Un deleite visual para la vista, que da una sensación de opulencia y belleza.

Sábado, septiembre 11th, 2010 | Author:

Cuidados rosales:
Necesitan una buena cantidad de sol y luz, pero no una exposición permanente al sol, pues las rosas se marchitarian fácilmente. La temperatura que un rosal tolera mejor está entre los 15 y 22 9C . Respecto a los riegos, un rosal requiere gran cantidad de agua sobre todo en primavera y después de la primera floración.
El abono se practica antes de la primavera. A mediados de mayo, cuando comienza la formación de las yemas, se administra un fertilizante líquido especial para rosales.
Multiplicación:
Se multiplican por semilla, acodo o injerto. El método más común es el injerto en una incisión en el cuello de la raíz del patrón. La época de realizar los injertos abarca desde junio hasta finales de agosto.
Plantación:
En un terreno compacto y bien drenado se cava un hoyo de 50 x 60 cm, con un fondo de abono. Las raíces deben permanecer antes en remojo, el punto de injerto debe quedar I o 2 cm por debajo del nivel de la tierra. La época de plantación abarca desde finales de octubre hasta el mes de abril.
Problemas:
Sus principales enemigos son los parásitos como los pulgones, araña roja y mosca blanca. Se combaten con un insecticida que se pulveriza al final de la tarde. Las rosas son sensibles a las heladas, a las malas hierbas y a los hongos.

Jueves, septiembre 09th, 2010 | Author:

Generalidades:
El rosal es la planta de jardín más apreciada. A la rosa se le ha llamado “la reina de las flores”, pues ningún otro arbusto florece tan abundante y durante tanto tiempo. Pertenece a la familia de las rosáceas que comprende más de cien especies. El origen del rosal es muy diverso desde el punto de vista geográfico. Hay especies originarias de Europa, África, Alaska, Méjico, y también de la India y de Filipinas. Los rosales se utilizan como setos o ejemplares aislados en rocallas, muros y pérgolas. También se cultivan en maceta de unos 30 cm de profundidad como minimo.
Botánica:
El rosal silvestre posee un sistema radicular formado por una raíz principal y otras laterales secundarias. Las especies obtenidas por esqueje o acodo no tienen una raiz principal, sino varias secundarias. Cada año brotan ramas nuevas. Las hojas del rosal son alternas y compuestas, con un número variable de hojitas. Cada hoja aislada posee unos bordes dentados de color verde vivo y brillante. Casi todos los rosales tienen espinas que son simplemente unas excrecencias de la epidermis. La rosa representa la parte más importante de un rosal. La floración alcanza su máximo esplendor entre mayo y junio, pero en la mayoría de las especies, se prolonga hasta las primeras heladas. Los pétalos son el criterio de clasificación de las rosas. Pueden ser sencillas o dobles, cada una sostenida por un tallo, o reunidas en inflorescencias en ramillete. La gama de colores es muy rica, va del blanco al rojo, amarillo, rosa y con matices azules. También existen híbridos bicolores.

Miércoles, septiembre 08th, 2010 | Author:

Rosal.
Origen: Regiones frías y templadas del hemisferio Norte. Tipo de planta: Arbusto de flor. Uso: En jardineras, directamente en el suelo y como flor cortada.
Clima: Templado. Temperaturas entre 15 y 22 C. Orientación: Luz abundante de sol, pero en el verano conviene evitar una exposición permanente. Sustrato: Tierra arcillosa, fría y compacta, capaz de absorber bien el agua.
Riego: Abundante, sobre todo en primavera y después de la primera floración. A partir de septiembre se disminuyen. Cuidados: l’na poda ames de la primavera, y otra de rejuvenecimiento en verano. Para mantener las cualidades físicas del terreno se debe practicar el mulching, en primavera, después de la poda. Multiplicación: Se reproducen por semilla.esqueje o acodo, en verano.
Plantación: Desde octubre a finales de abril, en un hoyo de 50 x 60 cm, con una buena base de estiércol o abono. Problemas: Muy sensibles a las heladas y a las sequías. Pueden ser atacados por parásitos como el pulgón o la araña roja, por hongos, o ser invadidos por malas hierbas.

Sábado, mayo 15th, 2010 | Author:

La cuesta de enero en el jardín.
Los rosales arbustivos necesitan una poda anual que conviene practicar en esta época, aunque   se puede realizar desde noviembre en las zonas de clima más suave, y en los lugares más fríos retrasar hasta febrero. El objetivo a lograr es que los rosales adquieran una buena presencia en nuestro jardín, y estimular al máximo la floración en la primavera. Hay que suprimir las ramas de madera muerta o estropeada, y cortar medio centímetro por encima de la yema, las ramas que brotan del tallo principal, de forma que el centro quede aireado, y la luz penetre sin problemas. El corte debe ser siempre inclinado de modo que quede más bajo el lado opuesto a la yema. Estas ramas se dejan a un tercio de su tamaño. En los rosales trepadores se cortan los tallos a unos 3 o 4 cm de la rama principal. También se eliminan las ramas viejas y los chupones.

Lunes, diciembre 14th, 2009 | Author:

La humedad producida por los riegos moderados no debe faltar, siendo menester defender las plantas de los rayos solares por medio de hojas secas o paja colocadas encima.
Para propagar razas finas se recurre al injerto, eligiendo como patrones a otras especies rústicas o silvestres, a los que se les suprime las ramas y los tallos laterales.

Domingo, diciembre 13th, 2009 | Author:

Los injertos pueden hacerse de púa o de escudete. Este último puede realizarse durante todo el tiempo que los rosales se hallen con savia, llamándose a “ojo despierto” cuando se hace en primavera, y a “ojo velando” o “durmiendo”, cuando se verifica en verano. Sobre las normas y prácticas a seguir…