Archivo para la Categoría » Plantas trepadoras «

Jueves, julio 18th, 2013 | Author:

Separar las madreselvas

SEPARE LA MADRESELVA:
No la plante pegada a paredes o muros, sobre todo si hay algún tejado que sobresale. De este modo, recibirá sin problemas el agua de la lluvia y el follaje estará perfectamente aireado. Esto también le permitirá colocarla más fácilmente sobre una espaldera o enrejado. Observe el dibujo y comprobará cómo su madreselva se desarrolla mucho mejor. Ah! Y no olvide poner en e fondo del agujero de plantación una capa de guijarros para que el terreno drene bien.

 

Categoría: Plantas trepadoras  | Tags:  | Deja un comentario
Lunes, junio 10th, 2013 | Author:

Hierba Luisa. La Lippia triphylla o citriodora posee hojas de color verde pálido con aroma a limón. A principios de otoño aparecen racimos de flores blancas diminutas con manchas lilas. Apropiada para los jardines cálidos, en regiones frías ha de situarse contra una pared al sur.

Jara roja. Indicada para áreas costeras, sometidas a la influencia de la brisa marina mediterránea, el Cistus albus posee flores muy fragantes en forma de platillo. Es recomendable situarla a pleno sol sobre suelos ligeros y bien drenados.

Houttuynia. Si le atraen los follajes lacados con colores metálicos, le gustará la Houttuynia cordata. Florece en tonos blancos y desprende un particular aroma picante. Con lirios de agua forma brillantes tapices.

 Romero. Hojas con aspecto de agujas, flores azules… y mucho aroma. De hecho, lo más Importante que se obtiene del Rosmarlnus offícinalis es su esencia, que perfuma el jardín y resulta útil en la cocina. Crece en toda la geografía española.

Madreselva. Las madreselvas trepadoras más perfumadas son las que pierden su follaje en invierno. Es el caso de la Lonicera periclymenum, con flores color crema y capullos rosas. Prefiere las condiciones templadas y una posición abierta y soleada.

Santolina. Típica del mediterráneo, las hojas de la Santolina cha-maecyparíssus desprenden un olor fuerte y aromático si se cortan. Crece mejor en una situación abierta y en suelo permeable.

Martes, enero 29th, 2013 | Author:

Nombre científico: Clerodendron thomsonae.
Altura: Hasta 3 metros o más.
Cuidados: Crece bien en sitios con sombra parcial en verano, con humedad elevada. Requiere suelos fértiles bien drenados, Virtudes: Puede utilizarse como planta arbustiva.
Descripción: Es una liana perenne, robusta, de la familia de las Verbenáceas, originaria de África tropical occidental. Los tallos son muy vigorosos. Posee hojas simples, aovadas, de color verde oscuro intenso, con nervios muy marcados y con el ápice agudo. Las flores son muy vistosas, colgantes, dispuestas en ramilletes laxos, con el cáliz vesiculoso blanco y la corola roja con el tubo más o menos largo, algo curvo y con cuatro estambres largos que sobresalen. Es sensible a las heladas. Requiere riego abundante en el período de desarrollo, y luego, moderado. Se multiplica por división de matas, por esquejes semileñosos en la primavera o por semillas.

Viernes, enero 25th, 2013 | Author:

Bignonia rosada
Nombre científico: Podranea ricasoliana.
Altura: -asta 4 m de altura.
Cuidados: Crece a pleno sol. Prospera bien en suelos fértiles con buen drerqe.
Virtudes: Cubre pérgolas y muros rápidamente.
Descripción: Es una planta caducifolia, de la familia de las Bignoniáceas, originaria de Sudáfrica. Posee hojas persistentes, opuestas, formadas por folios aovado-elípticos brillosos, agudos, de color verde fuerte. Sus flores, dispuestas en grandes racimos, son ligeramente perfumadas y acampanadas. De gran tamaño, son de color rosa-purpúreo veteado con violeta. Tolera el viento y soporta las heladas suaves. Requiere riego espaciado durante la época de reposo y abundante en el verano. Se recomienda podar a fines del invierno o principios de la primavera. Se multiplica por semillas en la primavera, y por gajos o esquejes obtenidos en el verano.

Sábado, julio 24th, 2010 | Author:

Formando un llamativo arco.
Si tuviéramos que elegir rápidamente entre plantas trepadoras con hojas llamativas, seguramente nuestra elección se limitaría a dos especies, la hiedra y la parra virgen (Partbenocissus), si además las quisiéramos con flor nuestra opción se ampliaría a las Bougan villeas. Qematis, Campsis y por supuesto las glicinias. En esta terraza se ha empleado la hiedra en un efecto de llamativo arco combinando esta especie con la belleza de la floración de la Fiidi-sia de colores rosados y púrpura. A un lado podemos apreciar una Aristolochia y en un pequeño tiesto la preciosa Impatiem. Para mantener la hiedra con su forma es preciso una poda al salir del invierno y otra al final del otoño, para aportarla vigor y evitar un excesivo crecimiento que lo invada todo. Es también necesario regar con frecuencia, pues se trata de una especie exigente en agua.