Lunes, noviembre 15th, 2010 | Author:

Hace treinta y cinco años, cuando construyeron la casa en un lugar elevado del campo, Elba se planteó tener un jardín por donde pasear y disfrutar. Se protegieron del viento, plantando al Sur y Suroeste Cipreses y Pinos, formando luego un monte de sombra. Sentía la necesidad de variedad de colores, y cuando Rosie Simson le regaló un rosal “Mascarade” y su suegra gajos de rosas de las que obtuvieron buenos ejemplares, descubrió que tenía “mano verde”, lo cual hizo posible lo que hoy la rodea. A partir de allí comenzó su obra y este hobby es para ella un refugio muy especial.
Las primeras plantas que adquirió no consideró importante preservar su nombre, pero al año siguiente cuando introdujo nuevas, algunas se repitieron y decidió enumerarlas e identificarlas. Comenzaron habitando su jardín rosas antiguas fáciles de reproducir junto con Polyanthas, Floribundas e Híbridas de Té.

Categoría: JARDINES
You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.
Deja un comentario » Log in