Martes, julio 27th, 2010 | Author:

Desde el mes de febrero a finales de marzo, una gran parte de árboles, arbustos y vivaces del jardín tienen importantes transformaciones internas, que hacen que las yemas destinadas a formar hojas sean convertidas en yemas para formar flores y como consecuencia posteriormente frutos y semillas. En los meses anteriores, unas veces por motivo de las bajas temperaturas, y en otros casos por razones distintas, se han generado transformaciones internas que se manifestarán en el período posterior. Es importante que las plantas cuenten en el momento que inician su actividad con las reservas de nutrientes en el sucio para que su desarrollo sea el mejor posible. Por esta razón en los meses de febrero y marzo es adecuado realizar las aportaciones de abonos y enmiendas orgánicas, siertipre que las temperaturas no sean muy bajas.
En este mes y hasta mediados de marzo, según zona se procede a la plantación de arbustos y árboles a raíz desnuda y por supuesto las plantaciones en tiesto con cepellón, que pueden prolongarse hasta inicios de junio con las precauciones lógicas en función del clima.
El mes de febrero es adecuado para instalar un sistema de riego automático que nos evitará problemas y trabajo en los meses siguientes, en especial en el verano y durante las vacaciones. Para las jardineras de las terrazas es recomendable emplear sistemas de riego por goteo, que evitarán desagradables sorpresas en el largo verano. Como es el momento de prepararlas para las nuevas plantaciones de plantas de temporada, es adecuado prever las posibles instalaciones.
Si disponemos de césped, antes de que empiecen las siegas revisaremos los cortacéspedes. Lo primero las cuchillas, que es posible estén poco afiladas y haya que sustituir, también limpiaremos y engrasaremos, si se precisa, las partes móviles.
De igual forma sustituiremos partes deterioradas de la carcasa.
A partir de mediados de mes y hasta febrero podemos abonar el césped con abonos de lenta liberación. Con ellos evitamos los problemas de exceso de crecimiento del césped y deficiencias.
También es el momento de perfilar los bordes del césped, cerca de bordillos y macizos.
Si no hace demasiado frío podemos dividir por mata las plantas vivaces, separando plantas con raíces que plantaremos en otros lugares, como es el caso de romeros, (polillos J santolinas.
En los macizos plantar bulbos que florecerán en primavera y preparar el suelo para las especies de temporada, limpiando y añadiendo al suelo mantillos, turbas o estiércol.

Categoría: JARDINES
You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.
Deja un comentario » Log in