Domingo, diciembre 20th, 2009 | Author:

La poda puede ser larga o corta; se denomina “larga” cuando se dejan las yemas de la parte superior de las ramas, y “corta”, cuando se procede a la inversa. Uno y otro sistema tienen sus ventajas y sus inconvenientes: la poda corta aumenta el desarrollo de las ramas en detrimento del número de flores, pero en cambio las que se obtienen son de mayor tamaño. La poda excesivamente larga debilita la vegetación pero aumenta el número de flores en detrimento de su tamaño. Para obtener un buen equilibrio se deberá proceder podando corto y largo a la vez, de acuerdo al tamaño de las ramas y tal cual se ha indicado poco más arriba.

You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.
Deja un comentario » Log in